No es momento de andarse por las ramas;

Google quiere más DINERO, !y lo quiere ya!

Tras mucha buena voluntad y bonitos deseos de mejorar la “experiencia del usuario“, la “calidad de los resultados“, y su “gloriosa lucha contra el spam” que, según ellos, azota nuestras vidas y aterroriza a nuestros hijos… google, como digo, sale a nuestro rescate y le da una vuelta de tuerca más al ya de por si retorcido algoritmo que marca nuestras vidas y, como sabrán aquellos que se manchan las manos de aceite de vez en cuando, cuando te pones a darle vueltas a la tuerca una y otra vez al final… se rompe.

Por eso, opinar sobre los cambios llevados a cabo hasta el momento en este 2012 es algo así como una vía de escape a todos aquellos que usamos su buscador, vendemos su buscador, pero no comprendemos “que demonios esta haciendo” o, mejor dicho, lo comprendemos perfectamente.

Hace ya mucho (al menos en el mundo de los expertos SEO lo es) google panda sorprendió cual “elefante en una cristalería” a todos, machacando todos esos portales y webs que se limitaban a copiar contenidos de otros pero, como suele ocurrir cuando se implanta una cura tan drástica, hubo algunos efectos secundarios o, tratándose de google y SEO, algunos “daños colaterales”.

Para empezar google panda no tenía (ni tiene) muy claro quien es el autor original del contenido por lo que, a menudo, penaliza al creador para reforzar al pirata (si, aquí se puede decir pirata que no pasa nada) mientras que, en la mayoría  de los casos, consideraba que infinidad de portales (sobre todo guías de empresa y directorios) copiaban el contenido de las webs de sus clientes cuando, en realidad, eran los clientes los que siempre proporcionaban el mismo párrafo a dichos portales y guías… algo raro de entender para google que, al fin y al cabo, es solo un robot.

Le siguieron otros cambios (animalejos) que ni siquiera tienen nombre, pero que recordaban un “google dance” o, más bien, un “epileptic dance” y que no levantó sospechas de lo que estaba por llegar.

Se llama google penguin y ya lleva unos meses entre nosotros.

Ha hundido, levantado, barrido, borrado, etc… cientos de miles de webs y todo, como siempre, en aras de una calidad de contenidos que aún no he conseguido encontrar.

La cantidad de ejemplos que circulan por ahí sobre webs que han aparecido, que se encontraban perdidas en el anonimato y que ahora, sin saber muy bien como, se muestran en las primeras posiciones para determinadas búsquedas es más que misterioso.

Yo normalmente suelo utilizar la búsqueda desde google.es de “anuncios boe”, para ofrecer a los demás una visión clara de lo que, según google, son unos resultados “de calidad”.

La escasa y poco transparente información que nos proporciona google (normalmente en boca de su templario Matt Cutts) no ayuda a entender que está bien o mal en este universo del posicionamiento orgánico (SEO) sino, más bien, proporciona pistas sobre lo que se le puede hacer a un competidor, con una docena de dólares y “muy mala leche” con un poco de seo negativo.

Todos, desde el usuario hasta el SEO, somos conscientes de la necesidad de una labor social (con mayor o menor acierto), de que se vende a personas y de que debe existir una cierta calidad y presentación, no somos tan tontos como piensan.

No todos vivimos de adsense… algunos intentamos posicionar servicios y productos, para que visiten a nuestros clientes y les compren o contraten y eso, diga lo que diga Matt Cutts y los pingüinos, solo va a pasar si la web dispone de un mínimo de calidad.

Nos habla Matt (vamos a tutearle que ya es de la familia), de contenidos de baja calidad, enlaces provenientes de fuentes de baja calidad, títulos y descripciones poco naturales, anchors text repetitivos, etc… si, lo comprendemos, comprendemos los nuevos mandamientos pero, al final, todo gira entorno a un término que es bastante humano; CALIDAD y, lamentablemente, google es un robot y no entiende de calidad y solo sabe de números.

Por eso vamos a intentar comprender a nuestro amado google-robot y sus números, y ponernos en su lugar:

– ¿Cuánto dinero gana google con los resultados orgánicos (SEO)?

– ¿Quiere que hagas clic en un anuncio adwords o en los orgánicos?

– ¿Google quiere ofrecer servicios y productos de empresas en sus resultados orgánicos o en los patrocinados?

– ¿Cuántas empresas, ante el descenso de sus visitas, han contratado ad-words?

– Panda y penguin defendían que una web con publicidad al inicio, en el lateral y en su parte inferior era una web enfocada a obtener beneficios y,  por lo tanto, de escasa calidad y utilidad al visitante humano… ¿Conocemos alguna web de esas características? ¿google.es por ejemplo?

– ¿Porqué en algunas búsquedas google a empezado a mostrar tan solo 7 resultados por página?

– ¿Tiene algo que ver que, para algunas búsquedas, el usuario no pase de la primera página y que ahora haya adwords en la parte inferior?

– ¿A vosotros también os cuesta distinguir el fondo sepia del adwords del blanco del resto de la página… o es sólo a mi al que le pasan estas cosas tan raras?

– Si el título de una página debe seguir unas métricas, si la descripción no puede ser redactada a la ligera, si el contenido no puede repetir la esencia del texto, no puede enlazar donde quiera, ni que le enlace quien quiera, ni dónde quiera, ni como quiera. ¿Qué tiene de natural?

– Repetir tantas veces la palabra google en este post… ¿es spam?

Está claro que google pretende vender adwords y que la gente use su buscador para encontrar las fechas de las guerras napoleónicas pero, que si lo que busca es una bicicleta de montaña, haga uso de ad-words y no tenga la posibilidad de visitar una web de bicicletas que “no haya pasado por caja”.

La última actualización EMD (dominios de concordancia exacta) refleja descaradamente esta tendencia, pretendiendo rebajar (aún más si cabe), los SERPS de algunas webs que por contenido, calidad o antigüedad, no deberían preocuparse de google y sus “cambios de humor” pero que cometieron el error de confíar en google hace años cuando les recomendó incluir alguna keyword en su nombre de dominio porque, por lo visto, tampoco podemos elegir el nombre de dominio que nos de la gana (Bochornoso el video del tío Matt hablando sobre el EMD y PMD, recomendando ponerles a nuestras webs nombres como twitter, facebook, … ¿? en lugar de recambios-martin.es)

Termino intentando explicar, a todos estos seguidores de google que justifican este comportamiento, que no se está persiguiendo el black hat, la sobreoptimización, los EMD, la baja calidad de contenidos (si es google comprende  “ese palabro”) , sino que a google la calidad le da lo mismo, y no valora la calidad de una web salvo la wikipedia o un  blog de cocina con 10000 post y otros tantos miles de comentarios y que, por descontado, todo lo que huela a empresa intentando vender un producto o prestando un servicio “sin pagar adwords”, no debería mostrarse en los primeros resultados, como venía pasando estos años atrás.

Os invito a hechar un vistado a este artículo sobre “la guerra a los clics gratis”. No os perdáis su increíble infografía en:

http://www.wordstream.com/blog/ws/2012/07/17/google-advertising